viernes, 16 de enero de 2015

Las gorras. Primeras prendas de identificación futbolística (Argentina)

VIERNES, 4 DE JULIO DE 2014.

Por Jorge Gallego (socio del CIHF).

El petitorio, publicado en The Standard (27 jun. 1867), fue claro.
Se requería a quienes jugarían el día  29 - en Palermo- que pasaran por la tienda Galbraith & Hunter´s (Defensa 49/51); debían proveerse de dos gorras –una roja y otra blanca- para distinguir a los teams.
Y así fue. El equipo de James Hogg (gorras blancas) venció (3:1) al de Herbert T. Barge (gorras rojas). Fue el segundo ensayo futbolístico de nuestra historia.
Si imaginar la forma del juego de entonces es difícil, también lo son otros temas: Existía un sólo club (B. Ayres F.C.); se jugaba en un campo de cricket modificado; los equipos eran  elegidos por los capitanes; se acordaba-antes del juego- el  reglamento a utilizar.
Las gorras o caps  fueron las prendas distintivas en el inicio del futbol local.
Procedían de las Publics Schools inglesas. Estos aristocráticos centros las incluían en sus uniformes; se usaban tanto en los deportes, como en el resto de la vida colegial.
¿Era posible cabecear?. Esta forma de juego era casi desconocida. En 1866 –primer Londres-Sheffield- éstos habían impresionado al público local con su “juego aéreo”, no practicado en el sur del país.
Para esa fecha no se había definido (ni aún en Inglaterra) el método de identificación. El “Routledge´s  Football Handbook” (1867) sugirió: "Es un buen plan, si se puede arreglar previamente, tener un equipo con jerseys de un color, digamos rojo ; y el rival otro diferente, digamos azul”. En 1886 la F.A. inglesa comenzó a premiar  a los jugadores de su Selección Nacional obsequiándoles una cap por cada presencia.
Hoy continúa haciéndolo, con una regulación diferente. Se entrega una gorra por cada juego amistoso y la misma cantidad por la actuación en un torneo. O sea, no son coincidentes las gorras con las presencias internacionales.
El historiador de la F.A., David Barber, me aclaró que todos los jugadores de las Selecciones Nacionales están incluídos en este “homenaje”… también los Under 16 !!
La palabra  cap se generalizó luego para registrar la cantidad de presencias internacionales. Ej.: Javier Adelmar  Zanetti es el máximo internacional argentino: tiene 145 caps.
Diferentes “accesorios” han pasado por las cabezas de nuestros jugadores. José María Buruca Laforia, primer arquero internacional, usó chambergo.
Alberto Bernardino Ohaco y Humberto Recanatini, destacados internacionales, usaban gorras blancas (casi tapando la visión); estuvieron de moda en nuestros balnearios.
Las boinas fueron muy frecuentes en el fútbol interior. En Buenos Aires recuerdo, entre muchos otros, al uruguayo Severino Varela.
Hugo Orlando Gatti-oriundo de Carlos Tejedor (Buenos Aires)- tuvo la vincha de “más larga trayectoria” (1962-1988).
¡En esa localidad existe y compite el C.A. Amigos Gorra de Cuero!!    

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada