jueves, 15 de enero de 2015

Cómo conocí el amateurismo

MARTES, 4 DE MARZO DE 2008.

Uno de los pregones del Centro para la Investigación de la Historia del Fútbol es dar a conocer el amateurismo en el fútbol argentino. Una etapa casi ignorada cuando llega la hora del recuento de títulos obtenidos por los clues argentinos, tanto en el común de la gente como en la mayoría de los medios.
No son muchos los que saben que en la Primera División han jugado clubes como Liberal Argentino, Eureka, Boca Alumni, Nacional; o que en algún momento hubo 2 clubes llamados Platense. Pero casi nadie desconoce a Alumni, el glorioso equipo multicampeón de la década de 1900. Sí lo suelen considerar como un mito, como “fantástico cuento del abuelo” o como si en aquel entonces las cosas fueran en blanco y negro.
Desde el CIHF se entiende que no hay diferencia entre el amateurismo y el profesionalismo (excepto el status de los jugadores), y que cada campeonato ganado desde que la AFA reconoció a sus antecesoras, debería contarse. Así como las copas oficiales (se jugaron tanto en la era amateur como la profesional), aunque ese es otro tema de análisis y debate más profundo.

Desde estas líneas los socios del Centro para la Investigación de la Historia del Fútbol relatan su primer contacto con el amateurismo, tras una consigna que se realizó en el foro del CIHF. La misma se le da al lector, que puede agregar su experiencia en los comentarios del blog: “Cómo conocí el Amateurismo”

Carlos Yametti (Presidente):
Conocí el Amateurismo practicamente junto con el fútbol. Un día de 1964 (era pibe, iba a la primaria, 7º grado) estaba escuchando los partidos y se me ocurrió anotar los goles para llevarlos al día siguiente al colegio. Resulta que uno de los goleadores de la jornada había sido el Bambino Veira y yo anoté "Beira". A varios le llamó la atención el hecho de llevar los datos anotados, y hubo otros que me cacharon por el error. Paralelamente, por entonces seguia a Almagro pq mi papá me llevó a verlo ya que un primo -Pedro de Ciancio- jugaba allí. Entonces se me juntó la inquietud de conocer los resultados anteriores de Almagro y de conocer algo más para "vengar" la cachada.
Mi padre, una persona muy "leida" me dijo que podía ver diarios anteriores en alguna biblioteca. Después de averiguar supe de la existencia de la BN donde se guardaban muuuuuchos diarios. Mi pobre viejo me tuvo que acompañar pq no le permitían ver diarios a menores de 18 años (yo tenía 13 o 14). Primero empecé con diarios cercanos a la fecha y me asombraba encontrar todos los resultados de Almagro hacia atrás; luego ví que se podía consultar diarios mas viejos (quienes tuvieron la posibilidad de conocer la BN en la calle México recordarán que las colecciones de LN y de LP no había necesidad de pedirlas ya que estaban en los estantes al alcance de cada uno) y busqué uno de los 50. Seguía apareciendo fútbol y Almagro !!!. También en los 40 y en los 30 !!!. Entonces se me ocurrió mirar los más viejos que tenían allí y había de 1903 !!!, y tenían resultados de fútbol !!! De esto ya hace 44 años y cada vez que voy a la biblioteca aún sigo pensando que el material es interminable y que en esas páginas está escondido todo lo que todavía no pude conocer del Amateurismo.

Oscar Barnade (Vicepresidente):
No recuerdo exactamente el año, pero fue entre 1981 y 1983. Tenía entre 15 y 17 años. Salió una pequeña noticia, creo que en Crónica. Decía: El origen de los clubes de la zona Oeste. La charla era auspicida por el Departamente de Cultura de Vélez. Como estaba cerca de casa, me decidí y fui. Estaba Hugo Gambini; estaba, creo, Blas Angrisano, uno de los primeros socios de Vélez. Eran integrantes de la Comisión de Asuntos Históricos de Vélez. Y mucha gente más. Hablaron de Ferro, de Vélez, de Liniers Sud, de Morón, de Ituzaingó, entre otros clubes. En mi archvio debe tener un pequeño cuaderno de tapas blandas, con muchas anotaciones. Allí conocí a Claudio Pita, hoy jefe de deportes del Diario Popular. Le conté que quería ser periodista, y que me gustaba la historia y la estadística. Nunca trabajé con Claudio, pero hace poco nos encontramos de casualidad en el cumple de 15 de un compañero de trabajo y recordamos aquel encuentro. Un tiempo antes, había comprado la Historia de Vélez, que publicó el club para los 70 años. Un lujo para lo que se había hecho hasta entonces.
Ya por 1977 mi tío coleccionaba la Historia del Profesionalismo, de Pablo Ramírez. Por suerte, pocos años después, descrubrí que hubo fútbol antes de 1931.

Raúl Ramírez:
A mi me llamó la atención un número especial que sacó el diario La Prensa con motivo de su centenario, creo que en 1969 mas o menos, en el que publicaba las tablas de posiciones, llenas de nombres para mi desconocidos.
De todos modos, hasta la aparición del Archivo del Fútbol de nuestro presidente y de la Historia del Amateurismo de Iwanczuck permanecí en la prehistoria...

Ricardo Gorosito:
De mis 63 años, llevo 30 recolectando datos y material. El amateurismo lo descubrí gracias a Jorge Iwanczuk, Jorge Sepiurca y Carlos Yametti, a quienes conocí en mayo de 1990 en una reunión donde se consolidó aquel primer CIHF, el de los boletines escritos en una vieja OLIVETTI, REMINGTON o algo así. Pero ya sabía de su existencia porque mi padre, nacido en 1909 había visto a River desde los 15 años, así que fue allá por 1924.

Jorge Gallego:
Mi generaciòn -y algunas anteriores- crecieron bajo el fuerte simbolismo de Alumni.
Al averiguar que significaba esa misteriosa palabra incorporè esa etapa del futbol.
Despues me enterè que hubo un amateurismo rosarino, en Mendoza o en cualquier otro lugar del paìs.

Eduardo Cantaro:
Tenía 14 años y compré el Anuario Sólo Fútbol 85. Ahí descubrí que había otros campeones, otros equipos, y nombres que nunca habían existido en mis conocimientos futboleros. Esto me ayudó a descubrir torneos internacionales de selecciones (mi verdadero fetiche), anteriores a los mundiales.

Guillermo Gasparini:
Yo tenía 9 años cuando le pedí a mi abuelo que me comprara el primer manual estadístico e historia de Humberto Bisi. Ahí ya conocí de Alumni en adelante.

Luis Autalán:
A través de mi abuelo, apasionado de la lectura y hombre de guardar recortes. Me apasionaba el hecho de ver equipos y jugadores tan lejanos en el tiempo, la mirada más seria ya de adulto fue a influencia de amigos.

Diego Estévez:
Historia del fútbol amateur en la Argentina, de Jorge Iwanczuk, en 1992.
Yo ya sabía de antes que el amateurismo existía, pero ese libro me deslumbró.

Carlos Stortz:
Yo creo que de la existencia del amateurismo sé desde siempre que tengo memoria futbolística (¿5-6 años de edad?), porque se mencionaba al viejo Alumni. Además, Boca tenía en su escudo más estrellas que los campeonatos (profesionales) que mencionaban los diarios, así que la consulta a mi viejo fue obligatoria, y la respuesta clara: -cuentan las copas del amateurismo.
Pero las primeras tablas tangibles, reales, del tema, en el Anuario Solo Fútbol de 1985, sin lugar a duda. Y no mucho después, los cuadernillos en la calle Corrientes.

Walter Duer:
En 1983 me compraron en una librería de viejo de corrientes "La historia de Boca Juniors" de GAM Ediciones y me generó una fascinación enfermiza por los primeros años del fútbol. Si bien es una enciclopedia de errores y omisiones (hasta yo, con 9 años, de daba cuenta de algunos: una contratapa con foto de Pernía decía "Vicente Rubén"), le debo esta obsesión: tenía un resumen de los torneos amateurs, incluso con algunos resultados (ahí aparecían nombres como "Eureka", que motivaron mi curiosidad al extremo) y goleadores.

Alejandro Fabbri:
En 1980, cuando hicimos con Jorge Sepiurca el libro de los 75 años de Platense, Jorge me mandó a hacerle una nota a Jorge León, un puntero derecho de los años veinte. Platense, entre 1923 y 1926 fue tercero tres veces y todos sus delanteros jugaron o estuvieron practicando con la selección argentina.
Juntarme a los 23 años con un viejito de casi 85 años que contaba cosas del amateurismo fue toda una revelación. Fue, literalmente, asomarse a un mundo desconocido.

Javier Roimiser:
Lo mío fue de chico Inicialmente a través de la Revista Sólo Fútbol, y de haber escuchado por ahí que hubo un club llamado Alumni que era "un equipazo".

Patricio Minig:
No recuerdo cuándo "descubrí" el amateurismo. Sé que más o menos en 1994 (tenía 15 años) empecé a buscar la forma de conseguir los historiales de Quilmes. Después comencé a interesarme por ese título que el QAC había logrado en 1912 "con los jugadores del Alumni" (que a fin de cuentas no eran tantos) pero siempre seguí esa parte de la historia sin mucho interés, como la mayoría del público futbolero. El descubrimiento verdadero llegó en 1996 o 97 cuando encontré un ejemplar del Libro del Amateurismo en la biblioteca del Círculo de Periodistas Deportivos. A partir de ahí comencé a comprender que me estaba perdiendo una parte importante de la historia de nuestro fútbol. A partir de ahí traté de conocer un poco más de una era brillante e injustamente olvidada. todavía estoy descubriendo el amateurismo.

Sergio Lodise:
El primer indicio de Amateurismo lo sentí una tarde de mi cumpleaños, en la casa
de mi abuela. Se estaba habando de Racing, cuando la Tia de mi Abuelo dijo "yo soy de Racing, pero de joven ibamos a ver a Liberal Argentino"...
¿qué es Liberal Argentino?, le pregunté. Y ella me respondiío que un club de barrio de hacía mucho tiempo. En 1983, cuando llegaron a mis manos, unos fascículos de la editorial GAM, de Boca Juniors.
Recuerdo como si fuera hoy, que me llamó poderosamente la atención, un club llamado
Boca Alumni. ¿cómo, hay otro Boca?, pensé yo?. Tambien volvi a ver a Liberal Argentino.

Claudio Keblaitis:
Allá por el año 1974 creo, salía en fascículos una historia del futbol de editorial Abril.
Las notas allí aparecidas hablaban de Canaveri, Lalín Ravaschino, Seoane y Orsi. Obviamente me encandilé.
Estaba en tercer año así que tenía 15 años.
Años despues me dedique al periodismo de rock y retomé la investigación de futbol (exclusivamente amateur) en 1990. Calculo haber revisado más de 30.000 diarios
pre 31. Ahora estoy descubriendo que tambien hay futbol despues de mayo de 1931.

Joaquín Carrizo:
Yo lo conoci por la Revista Solo Futbol, donde en un numero que no recuerdo, encontre la lista de campeones de la era amateur de las copas competencia, y luego comence a investigar y me di cuenta que "habia otro futbol" que no se tenia muy en cuenta....

Gonzalo Esteban Parada:
Siempre supe de su existencia desde muy chico, leyendo diversas publicaciones deportivas o por internet (cuando era chico habia internet, jejej). Para mi eran resultados que estaban ahi que ni iban ni venian, eran nada mas que datos estadisticos. Luego de mas grande comprendi que valian, que existieron, que eran validos.

Guillermo Schoua:
Yo no puedo precisar en que momento me entere de la existencia del
amateurismo. Pero siempre, hasta no hace mucho, hasta que vi que aquellos
partidos "se habían jugado realmente" creia que los diarios no los
cubrían, no le daban bola, no se podia hacer ninguna investigacion porque
faltaban datos. Que iluso!!! Cuanta informacion valiosisima hay en los
diarios de "antaño"!!!

Gastón Milone:
Fue gracias a la revista "Sólo Fútbol". Lo que no recuerdo es si fue leyendo sus primeros anuarios o viendo alguna de sus ediciones semanales.

Angelo Clerici:
Mi viejo tenia unos libros de la historia del futbol que tenian una tapa azul creo que era de la decada del 50 esos libros y tenian informacion del futbol argentino de antes de 1931.

Luis Javier Bravo Mayor:
Lo he conocido por los “fascículos de un tal Yametti”.

Leonardo Stero:
Mi primer acercamiento al amateurismo fue con la colección "Historia del fútbol" de La Nación. Me lo devoré en un par de días.

Gustavo Karlen:
Lo conocí con el libro "La historia de Boca Juniors" de GAM Ediciones, creo que en 1981 (a los 12 años de edad), después, el Anuario de Sólo Fútbol de 1985 también aportó lo suyo.

Ricardo Mase:
De chico (10/11 años) escuchaba a mi viejo, tío y abuelo, hablar del Alumni y de la "vieja camiseta tricolor" de River de la época amateur.
Pasaron muchos muchos años en los que no me interesó esa época.
De grande (40 más o menos) empezaron a gustarme las viejas fotos de los equipos de principios de siglo XX.

Diego Jolodovsky:
En un anuario de El Gráfico, me parece que del ´92/ ´93, salió la lista de campeones completa. Incluyendo el amateurismo.

Angel Capelletti:
Tengo 39 años y sabía de la existencia del amateurismo a través de lo que me contaba mi padre sobre el viejo Alumni, pero a principios de la década del 90 con el libro de Iwanczuk me interioricé del tema.

Ramón Arias García:
Conocimiento de la existencia del amateurismo tuve desde casi siempre, por oír del Racing Club sucesor del Alumni, y que CASI y Belgrano AC jugaban al fútbol de manera oficial, cosa que me intrigaba.
Con la aparición de HdelP de Ramírez (yo tendría 12 o 13 años) pase a creer que los únicos enfrentamientos Oficiales que importaban eran a partir de 1931.
Al tiempo me empezó a picar el bichito de los primeros estadios de cada Club, y comprendí que 1931 era la mitad de la historia.
El 1° anuario de Sólo Fútbol, los cuadernillos de Carlos que iba a buscar a la Av Corrientes y el libro de Iwanczuk (el mejor regalo que me hizo mi esposa amén de nuestros dos hijos), me dejó la espina de algún día armar esa otra parte de la historia.

Silvio Nava:
Yo lo descubrí en los fascículos que editó El gráfico en 1991 si mal no recuerdo, los primeros números hablaban de la época del amateurismo como una época de ORO del Fútbol Argentino que me sorprendió.
Con 41 años que tengo he aprendido a valorizar toda esa época y encuentro similitudes con el fútbol de Tucumán que hasta fines de los 60 fue amateur, hasta que Atlético y San Martín comenzaron a jugar los viejos Nacionales.

Fernando Fracchia:
En mi casa estaba el Libro "El Maravilloso Mundo del Fútbol" editado en 1975. Yo tenía 2 años en el 75, por lo que realmente no recuerdo cuando lo empecé a mirar detenidamente.
Pero si recuerdo que a los 12 empecé a comprar Solo Fútbol y el Anuario 85 fue todo un hallazgo para mi..... maravilloso..... y el que creo fue el culpable de mi entusiasmo por las "estadísticas" del fútbol....... y aprender a que "hubo vida" antes del 31…

Gerardo Romero:
Cuando tenía entre 10 y 12 años (1980-1982) y le pregunté a mi abuelo porque era el único hincha de Racing de la familia.
El me dijo que era racinguista por La Academia y me contó que el apodo se había originado cuando el club gano la famosa escalera de 7 campeonatos (1913-1919).
Desde ya que en ese momento solo registré que hubo una época llamada amateurismo donde los jugadores jugaban "gratis".
Años mas tarde las revitas Sólo y Super Fútbol me informaron mas precisamente sobre los orígenes del fútbol argentino.
Hasta que en 1992 mi viejo me regaló el libro de Iwanczuk y el panomara me quedó mucho mas completo y me entusiamó mucho mas.

Ariel Gómez:
No recuerdo el momento en el cuál conocí el amateurismo, pero lo más lejano en mi memoria es haber escuchado sobre Alumni, pero sin llegar a darle importancia. Luego fui conociendo un poco mas debido a mi otra pasión deportiva, que es el rugby, y al haber clubes que tenía ambas actividades, me introduje en el tema.
Lamentablemente nunca pude conseguir el libro de Jorge Iwanczuk, pero el tomo I de "Rosario, fútbol y recuerdos", de Oscar Ongay, describe bastante el amateurismo en mi ciudad.
Yo también no le daba importancia a todo ese período, tal vez influenciado por los grandes medios, que lo mencionan cuando les da la gana o le sobra espacio, y desde que estoy en el foro me di cuenta de lo equivocado que estaba y ahora estoy tratando de leer y conocer lo máximo posible.

Horacio Moavro:
Respecto del amateurismo, mi contacto comenzó cuando, al cumplir 6 años (en 1964) mi tío me regaló una suscripción a El Gráfico por un año. El tiene El Gráfico completo desde 1932 hasta la fecha...
Leyendo mucho, sobre todo las "Ediciones Especiales" conocí la época de los Ohaco, Tesoriere, el primer gol olímpico, el Mundial del 30, los Brown, Watson Hutton, etc etc.

Juan Manuel Pollini:
Creo que mi primer contacto serio fue con el libro de Iwanczuk. Igualmente, por haber tenido un abuelo jugador en varios clubes de aquellos años, algunas anécdotas y nombres de clubes ya me sonaban. Me encanta saber que me queda toda esa etapa para investigar.

Federico Ruiz:
Tomé nota de la existencia del amauterismo ya de chico. En mi casa había un libraco de tapa verde, "El maravilloso mundo del fútbol", editado en 1975 (año de mi nacimiento).
Allí se compilaban varias notas de todas las épocas de El Gráfico, entre ellas varias de la época amateur.
Más adelante, alrededor de 1990, compré unos fascículos que salían también con El Gráfico, una "Historia del fútbol argentino" que compilaba Juvenal y arrancaba, aunque sin tanto detalle, del tiempo de Watson Hutton, Alumni, etc.

Omar Morete:
Con los fascículos de El Gráfico "Historia del fútbol argentino".

Mariano Reverdito:
No recuerdo exactamente cuándo ni cómo cono conocí el amateurismo.
Desde muy chico mi papá me hablaba de una gira que había hecho Boca por Europa en 1925 y que, como consecuencia de la repercusión que tuvo la misma, una de las primeras cosas que hizo mi abuelo (nacido en Génova, Italia) cuando llegó a nuestro país, fue hacerse socio de Boca. Ese hecho siempre me llamó la atención.
A medida que fui creciendo, empecé a leer el diario (especialmente la sección deportiva) con mayor frecuencia. Al finalizar cada campeonato, notaba que siempre aparecía el listado de los equipos campeones del fútbol argentino, pero sólo a partir de 1931. Entonces, me preguntaba por qué no se incluían a los campeones anteriores a ese año. Supongo que esto sucedió cuando tenía aproximadamente doce años. A partir de entonces aumentó mi "curiosidad" por el amateurismo. Es muy posible que ese "listado completo" que tanto buscaba, lo haya visto por primera vez en alguna edición de Sólo Fútbol o Súper Fútbol. En 1999 pude conseguir el libro de Jorge Iwanczuk.

En el CIHF hay socios de diversas nacionalidades y el amateurismo uruguayo estuvo muy ligado al argentino. Por eso los socios del otro del Río de la Plata también dejaron sus impresiones:

Francisco Fernández Fernández:
Desde los 8 años (1966), abonado por el dilema Peñarol/CURCC ya entramos en tema. Luego lo sazonamos con un poco de asocianistas/federacionistas, como una especie de un sub-debate acerca del Gran Dilema, apareció una pizca del argentino.
Después lo mandé a aguardar al freezer, el desarrollo del tema. Hoy ya lo descongelé y en cualquier momento le meto el diente. Sé que en chile y brasil pasó algo parecido. Nada más.

Luis Prats:
A fines de la década de 1960 estaba aprendiendo a leer cuando en Uruguay se publicó “100 años de fútbol” , una serie de fascículos con la historia del fútbol uruguayo que es referencia ineludible para cualquiera que quiera saber algo sobre nuestro fútbol. Mi padre los compraba y yo los leía enseguida.
Cada fascículo abarcaba un tema y algunos con específica referencia al amateurismo: el número 1, “Los albores del fútbol uruguayo”; el número 3, “El fútbol del 12”, así como las historias de la Copa Uruguaya, Peñarol y Nacional,
que abundan en datos previos a 1932. Sin olvidar los referidos a las conquistas olímpicas de 1924 y 1928, registradas obviamente en el amateurismo.
Por otra parte, el concepto de esa colección no separaba tajantemente los períodos amateur y profesional, como veo que ocurre muchas veces en Argentina y últimamente también un poco en Uruguay.

Italo Moreno:
Desde chico, leìa que Uruguay era campeòn olìmpico 24 y 28, y comencè a leer que habìa "otro" fùtbol antes del 1930...

Patricio Nogueira
No sé en concreto el momento en que lo descubrí, pero sí que es una mezcla de: el libro del centenario de La Nación (1970), la enciclopedia del fútbol de Editorial Océano (creo que de 1981) que tenía únicamente los campeones oficiales argentinos reconocidos por FIFA, por lo que a River no le contaban ni el título del 20 ni el del 32, la Historia de River de GAM (la primera, de las tapas bordó, de 1980) que fue la que me abrió la curiosidad por sus orígenes y fundación, que a fines de los 70, principios de los 80 en la confitería del Monumental estaban anotados con pintura, arriba de la barra, los títulos del club y figuraba el ascenso a primera de 1908, la Copa Competencia de 1914 y por supuesto que el título de 1920, también una camiseta tricolor desteñida (decía que era de 1920) en las vitrinas del hall central...


Esteban Giler
No recuerdo exactamente cuando descubrí el amateurismo. Desde siempre había escuchado de Alumni, de hecho había visto una película sobre la vida de Watson Hutton (cuyo título no recuerdo) cuando tendría 8 o 9 años.
Pero en realidad no sabía exactamente qué había sido el amateurismo. En el ´85 compré la misma revista que Eduardo Cantaro y me sorprendió que tantos equipos hubieran jugado en esa etapa del fútbol. Que tantos ya ni siquiera compitieran en AFA y que varios estaban en primera o directamente no existían o tenían un plano bastante alejado de los más importantes. Aún recuerdo ver extrañado que había un Hispano Argentino, un Columbian, un Eureka, un Sportman o un Estudiantil Porteño.
Después compré el libro de Iwanzuck y terminó de atraerme el tema. En el medio tengo que reconocer que me fue muy importante el aporte de alguien que perteneciendo al medio más importante del fútbol, y constante ninguneador del amateurismo, se las ingenió para hacer conocer un poco de esa época.
Habló del viejo Juvenal que en su historia del fútbol argentino le dedicó 3 o 4 fascículos (de un total de 12 creo) a la era amateur.

Claudio Alvarez
Tenía conocimientos del amateurismo, porque mi padre me hablada de jugadores de esa época….

Antonio Statis
Yo recuerdo que un día mi padre y algunos vecinos coincidían que Alumni era un equipazo en el Amateurismo.
Entonces yo preguntaba: Alumni?
"Si, el equipo más recordado de ésa época", me decían.

Augusto Vaello
Yo lo conocí gracias a mi tio abuelo Francisco Ruiz, arquero campeón
del '29 con Gimnasia. El tema surgió porque me habían prestado
la "Historia del Profesionalismo" y solo figuraban torneos a partir de
1931, y esto fue por 1982 asi que ahi me explicó todo y para el que
esté juntando anécdotas de esas epocas (los 30) el me contó un montón
que guardo en mi memoria.

Carlos España
Desde fines de los '60 y principios de los setenta '70 comenzaron a llamarme la atenciòn todos esos equipos que ya no participan o estàn desaparecidos, y tambièn para conocer màs sobre la campña de Racing de 1913-19.

Osvaldo Gorgazzi
Desde de chico me llamaban la atención las tablas de posiciones que
aparecían en los diarios y no les digo nada cuando a fin de la
temporada aparecía la lista de campeones.
Ya era obsesivo en buscar casos repetitivos. Por ejemplo recuerdo que
algunos de ellos eran:
Si Independiente salió campeón, River fue el subcampeón. (No revisen
ahora porque eso se rompió en el Nacional 1967 y/o en la liga 1971).
River nunca campeonó en años terminados en 8.
San Lorenzo era campeón cada 13 años... (también se quebró).
De acá pueden sacarse dos conclusiones:
1. Siempre las listas empezaba en 1931.
2. Ya desde chico rompiendo con los detalles...
Un día, entro a revolver unas revistas viejas que mi Papá guardaba
celosamente. Y encuentro... 1931 Boca Juniors 1931 Estudiantil
Porteño...
Imáginense a mi pobre Viejo soportando esta máquina de preguntar y
repreguntar...
Conclusión, sus respuestas no me satisfacieron y tuve que esperar con
paciencia más evidencias de que había otra historia.
Los otros hitos que fueron marcando mi historia en el tema fueron:
. Un día encuentro en un kiosco de diarios, una revista tipo anuario,
que ya no tengo, donde aparecían los campeones desde 1891.
. Otro día La Prensa, para su centenario, saca las tablas de posiciones
que el diario había publicado a fin de cada temporada desde el
amateurismo... ¡Mamita, para mí valía oro en polvo!
. Cuando salió la Sólo Fútbol sentí que ésa era la revista que había
esperado toda mi vida. Pero faltaba más, un buen día la revista trae
una propaganda de algo así como "El Archivo del Fútbol" y no dudé en
escribir a la dirección que ahí aparecía... Es más, estaba de
vacaciones y me acuerdo que no esperé volver a casa, escribí desde la
costa... Tanto es así que el bueno de Yametti se creyó que vivía en
Santa Teresita...
. Me enrolé en el viejo CIHF, pero no participaba de las reuniones...
todo por correo (hablo de correo de papel, no correo electrónico).
Hasta que un buen día el CIHF dejó de enviarme el boletín (que había
pagado y es el día de hoy que no sé a quién reclamárselo) y sentí que
había desaparecido.
. Pero antes de esto, el CIHF saca su, hasta ahora, obra cumbre: La
Historia del Amateurismo... Lo compré en la calle San Martín (pedí
permiso en el laburo para ir a comprarlo porque creo que lo vendían en
horario de oficina...).
. La RSSSF... Acá hay un dato curioso... Logro que Karel me acepte como
miembro argentino de la RSSSF y empiezo a mandar las estadísticas... La
primera de todas fue completar la parte del amateurismo de las tablas
completas de posiciones. Lo que hoy sería:
http://www.rsssf.com/tablesa/arghist.html
Por supuesto mi fuente era Iwanczuk, que había chequeado con unas
tablas que el bueno de Ángel del Puerto (¿todos lo conocen?) había
escrito para la Sólo Fútbol... Más las tablas primitivas de Yametti en
el Archivo del Fútbol. Pero en las fuentes decidí agregar también la
sigla CIHF. Simplemente como un homenaje al intento de agruparnos que
había sucedido unos años antes...
Al poco tiempo (me salteo las hemerotecas) recibo un correo (ahora
electrónico) de Lodise intrigado quién era el tipo que usaba la sigla
CIHF... Y empezamos con las cenas de camaradería, Tigre, el foro,
Excursionistas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada